Compartir

En esta era digital, ser Community Manager es una moda y una necesidad para las empresas. Para ser uno de los mejores y no quedarse sin trabajo, no se debe de caer en los siguientes errores.

No tener una estrategia digital.

A lo largo de mi experiencia con clientes, me he dado cuenta de que la mayoría de las agencias de comunicación empiezan con el pie izquierdo, al implementar la estrategia con el cliente.

Normalmente la agencia contrata a un Community Manager para que lleve la comunicación y son los encargados de proponer la estrategia al cliente. Aquí el error más grande es que no saben bajar la información de lo que se requiere para subirla a las diferentes redes sociales.

El Community Manager piensa que al proponer los supuestos copies o artes que deberían publicarse, realmente no son los adecuados, ya que asumen que, por ser los expertos en comunicación, lo que dicen ellos es lo correcto, pero no es así ya que los expertos son los clientes y esa es la clave para bajar la información.

Dejar de interactuar con la comunidad y no contestar mensajes.

Una vez que el Community Manager implementa estrategia con el cliente y si realmente logró el impacto que se solicitó, llega un punto en que el CM empieza a descuidar la comunidad que se está generando, al no contestar mensajes, no dar el seguimiento correcto de las preguntas, dudas o sugerencias que se están solicitando y esto es imperdonable ya que de ellos depende el éxito de los negocios o empresas y si no se tiene una comunidad cautiva no se llegará a tener los resultados requeridos por el cliente.

No dar resultados al cliente.

Finalmente, para que un CM siga con trabajo, tiene que encontrar la manera de que al cliente lo conozcan más y consuman su producto o servicio. Posicionar y cacarear a la marca no es tarea fácil y requiere de casarse con el cliente y dominar al 100% a lo que se dedica y esta es la magia que se tiene que hacer.

Compartir

Comentarios

comentarios