Compartir

Hemos notado la gran variedad de cosas que pueden hacer, desde la impresión de ropa hasta la de armas pasando por todo tipo de dispositivos tecnológicos, sin embargo, uno de los campos donde de verdad está pegando fuerte es en el de la medicina.

El último avance medico que se dio a conocer fue el caso de un paciente español que había sufrido un sarcoma en la pared torácica, un equipo del Hospital Universitario de Salamanca consiguió trasplantar con éxito por primera vez en el mundo un esternón y unas costillas impresas.

El paciente de 54 años de edad había tenido un sarcoma, un tipo de tumor que crece -en este caso en el pecho- y que se le había extendido por el esternón y las costillas. Para conseguir extraérselo sus cirujanos habían tenido que eliminar también esa parte de su esqueleto, algo que normalmente se suple insertando una placa de titanio para fortalecer el lugar.

Pero gracias a la tecnología de impresión en tres dimensiones ahora se pueden crear implantes especialmente diseñados y adaptados para cada persona y situación. Por eso el Hospital Universidad de Salamanca contactó con la empresa médica australiana Anatomics para crear un implante de titanio adaptable que pudiera replicar la estructura del esternón y las costillas.

Esta empresa utilizó un escáner CT para analizar y recrear el pecho del paciente y la cantidad de pared que había que recrear, y crearon un modelo 3D que luego mandaron imprimir al laboratorio LAB 22 del CSIRO, el cual cuenta con una potente y costosa impresora de metal.

Una vez terminada y pulida la pieza metálica volvió a Salamanca, donde fue implantada con éxito en el convaleciente. Dos semanas después este hombre sigue progresando satisfactoriamente, con lo que las impresoras 3D han vuelto a demostrarnos todo lo que pueden hacer ya por nosotros, y ya nos permiten hacernos una idea de todo lo que podrán seguir haciendo a partir de ahora.

Imagen y fuente: Xataka

Compartir

Comentarios

comentarios