Compartir

El reloj de lujo era, hasta la invasión de Apple, un territorio dominado por la industria suiza. Esta alianza es la primera que une a Silicon Valley con Intel, uno de los veteranos en fabricación de chips; y a Google, creadores del software, con Tag Heuer, relojero suizo que forma parte del grupo LVMH, en cuyo catálogo de marcas se encuentran Dior, Louis Vuitton y Moët Chandon. Jean Claude Biver, consejero delegado de Tag Heuer, ha sido el encargado de dar a conocer el acuerdo durante la feria Baselworld, la más importante de la industria que se celebra en Basilea (Suiza).

Intel, fabricante líder de chips para ordenadores, ha retomado el paso con dos procesadores pensados para wearables, primero Edison y después el modelo más avanzado, Curie, así como la creación de un concurso de ideas para promover este campo. Hace un año adquirieron Basis, un reloj de pulsera, precursor de los actuales modelos más avanzados, enfocado en la medición de información relacionada con la salud.

En una entrevista durante el MWC de Barcelona, Brian Krzanich, consejero delegado de Intel, afirma su interés en este campo a través de una alianza con Fossil, una firma de accesorios y relojes de Estados Unidos que ya intentó crear un modelo con características de una agenda electrónica en 2003.

Google, cuyo software sólo ha conseguido entrar en un millón de aparatos, trata de impulsar su difusión más allá de los fabricantes tradicionales de electrónica que ya están de su lado tales como LG, Sony y Motorola, cuyo modelo 360 es el más popular.

Esta es una estrategia de Apple. A finales de 2014, Jony Ive, gurú del diseño en esta marca, mencionó que la industria tradicional del reloj de pulsera suizo tendría que cambiar el paso cuando se muestre el modelo en que trabajaban. Aún no refleja fechas aproximadas sobre la llegada de ningún fruto de esta alianza, sin embargo, Apple dejará tocar, probar y reservar su reloj a partir del 10 de abril y saldrá a la venta el día 24.

Según analistas de Citi, el mercado de los relojes inteligentes llegará a los 10.000 millones de dólares en 2018. Durante la presentación del día 9 de marzo de la alianza, Jean-Claude Biver mencionó la relevancia de este nuevo producto que quiere repetir el éxito de los iPod, iPhone e iPad: “Nos hemos propuesto hacer el mejor reloj del mundo. Es increíblemente personalizable, pero también certero. Se pone en hora automáticamente, con sólo un margen de error de 50 milisegundos”.

Compartir

Comentarios

comentarios