Compartir
Reading Time: 2 minutes

Ahora Volkswagen no quiere quedarse atrás, por eso decidió reinventar su legendaria combi. Y el producto de todo esto fue la BUDD-e, un prototipo eléctrico y totalmente conectado que, al mismo tiempo, conserva su espíritu libre.

El vehículo fue presentado el 5 de enero en Las Vegas, Nevada dentro del Consumer Electronic Show 2016 (CES), la feria de la tecnología más importante del mundo.

BUDD-e está inspirado en la legendaria camioneta con motor atrás y líneas redondeadas conocida como combi —del alemán Kombinationfahrzeug que significa vehículo de uso combinado—.

Ésta vivió sus años de gloria en las décadas de 1960 y 1970, cuando se convirtió en un ícono del movimiento hippie, así como en un favorito de surfistas y de las familias. Volkswagen había suspendido su producción desde hace unos dos años.

La nueva versión de la camioneta cuenta con una interfaz electrónica que le permite ser intuitiva e interactiva. “Las cerraduras de las puertas se abren y cierran con órdenes verbales o gestos”, explicó el CEO de la automotriz, Herbert Diess.

BUDD-e puede conectarse con algunos aparatos del hogar lo que permitirá, por ejemplo, “comprobar si hay suficiente cerveza en el refrigerador antes de invitar a amigos a ver un partido, o para ver quien toca la puerta y dejarlo entrar” dijo Diess.

Según Volkswagen, el nuevo modelo cuenta con una batería más duradera y eficaz que se recarga al 80% en tan sólo media hora y cuando esta completamente cargada ofrece una autonomía de 533 kilómetros.

Aunque por ahora se trata de un prototipo, “el BUDD-e podría hacerse realidad de aquí al fin de la década”, aseguró Diess.

Vía: TecReview

Comentarios

comentarios