Compartir

Ahora esto ya es posible, gracias a los sensores para las camas inteligentes. Como lo es en el caso de IT Bed.

IT Bed es una cama que tiene la apariencia de una común, pero esta cuenta con una seria de sensores biométricos que tienen la capacidad de monitorizar nuestro sueño sin necesidad tenerlos conectados al cuerpo. Además, cuenta con una aplicación que nos ofrece estadísticas exactas sobre nuestro descanso y nos da recomendaciones de cómo mejorarlo

Los sensores de la IT Bed registran parámetros como nuestro ritmo cardíaco, la frecuencia respiratoria, nuestra propia presencia o lo mucho o poco que hemos descansado. Su tecnología SleepIQ es capaz de aprender nuestras rutinas de sueño, y utiliza una serie de algoritmos adaptativos y modelos predictivos para recomendarnos cambios en nuestros hábitos diarios para dormir mejor.

650_1200

Estas recomendaciones nos llegarán a través de una aplicación en la que también podremos monitorizar cuántas horas hemos estado durmiendo, de ellas cuántas hemos descansado o cual ha sido nuestro ritmo cardíaco. Nos ofrecerá estos datos en completas gráficas con las que podremos comprobar mes a mes la evolución de nuestro sueño. Además, si hiciéramos ejercicio la aplicación lo registraría y ajustaría nuestra cama para tener un mejor descanso.

Su base está acabada en un elegante marco metálico de 6 pulgadas. Sobre él nos encontraremos con un colchón de espuma de 20,32 centímetros de grosor y disponible en todos los tamaños estandarizados. El colchón se adaptará a nosotros mediante su tecnología ActiveComfort, que hace que cada lado de la cama se ajuste a nuestra firmeza ideal.

Por ahora Sleep Number sólo ha mencionado a Estados Unidos como el país desde el que se podrá comprar su cama a partir de finales del 2016. Se podrá comprar mediante la página itbed.com, y su precio rondara los 1.000 dólares para ir subiendo dependiendo del tamaño y material escogido.

Fuente: It Bed

Compartir

Comentarios

comentarios